PortadaChinaEconomíaMundoIberoaméricaOpiniónCiencia-TecDeportesCulturaSociedad-SaludÚltimas noticias

Información Bilingüe

Actualizado a las 2012:02:20.15:56

Tabaquismo juvenil tendrá respuesta en nueva ordenanza urbana

Por Zheng Xin Yin y Cao

Pekín,20/02/2012(El Pueblo)- Beijing redactará nuevas regulaciones municipales para fortalecer la prohibición de fumar ya existente, en un momento en que las más recientes estadísticas muestran una gran inclinación entre los adolescentes a probar el tabaco.
Expertos en salud pública dicen que la prohibición de fumar que en la actualidad rige en Beijing carece de fuerza debido a una mala ejecución.
"La prohibición de fumar en lugares públicos, emitida por el Ministerio de Salud en mayo, apenas ha tenido efecto, porque no hay sanciones específicas para las personas que fuman y violan la prohibición", dijo Suo Chao, al hablar en nombre de la Asociación China para el Control del Tabaco, que efectuó una encuesta en fecha reciente sobre el tabaquismo entre unos 40.000 estudiantes de toda China.
Según la encuesta de la asociación, el 15,8 por ciento de los estudiantes de secundaria fuma habitualmente, y un 22,5 por ciento consideraría intentarlo.
Los adolescentes entre 12 y 14 años son especialmente vulnerables. Más del 26 por ciento de ellos están dispuestos a probar, indicó Suo.
Es importante manejar los tipos de influencias a que están expuestos, dijo Huang Jiefu, viceministro de Salud, durante el lanzamiento de un proyecto piloto de escuela libre de humo, el jueves en Beijing.
"Es urgente que tomemos algunas medidas para brindarles un ambiente libre de humo y los libremos del tabaco", dijo Huang.
Cuánto menor sea la edad a la cual se adquiere el hábito de fumar, menos probabilidades habrá de abandonarlo en el futuro. Como los menores de edad tienen más bajo sentido de auto-control, son más propensos a ser tentados por los cigarrillos que los adultos, dijo Huang.
Como mayor productor y consumidor de tabaco en el mundo, China tiene más de 300 millones de fumadores, y 740 millones están expuestos al humo de segunda mano. Cerca de 1,2 millones de chinos mueren de enfermedades relacionadas con el tabaquismo cada año, agregó.
Según la asociación, la razón por la que más estudiantes empiezan a fumar es la falta de un ambiente libre de humo y la aplicación laxa de los reglamentos.
"Cuando los adolescentes ven fumar a los adultos que les rodean, ya sean profesores o personal de la escuela, ellos pueden hacerlo también", dijo Liu Changming, director de la Secundaria No 4 de Beijing. "Es importante que se les proporcione un ambiente libre de humo en la escuela, apoyado por publicidad o reglamentos."
La lucha contra el tabaco será una tarea a largo plazo, consideró Suo.
Una nueva prohibición de fumar quedará recogida en los reglamentos municipales de la ciudad, para consolidar los esfuerzos de lucha contra el tabaquismo.
Nuevas medidas que prohíben fumar están en la agenda legislativa y se centrarán en el fortalecimiento de la ejecución, dijo Zhang Yin, director de la oficina jurídica de la Asamblea Popular Municipal de Beijing.
Si la nueva normativa se aprueba, los reglamentos que ordenan la prohibición de fumar en la actualidad, que no se hacen cumplir, serán cancelados, dijo Zhang.
Los expertos también dieron sugerencias sobre maneras de hacer cumplir mejor la ley.
Ying Songnian, un profesor de derecho administrativo de la Universidad China de Ciencia Política y Derecho, que dirigió la investigación, dijo que se deben incluir grandes zonas libres de humo en el nuevo reglamento que diseñen los legisladores.
"Un medio eficaz para detener a los fumadores es nombrar a miembros del personal que sean directamente responsables de prohibir el hábito en sus lugares de trabajo", dijo Ying.
Por ejemplo, un restaurante puede seleccionar un camarero o camarera para impedir que los clientes incumplan la normativa. Si los fumadores se niegan, la persona puede reportarlos a los departamentos locales de medio ambiente o salud, dijo Ying.
Feng Yongfeng, fundador de una ONG de protección del medio ambiente en la capital, también sugirió que los departamentos de salud o el medio ambiente constituyan una línea telefónica directa para recibir los informes relacionados con el tabaquismo por parte del público.
"La aplicación requiere de los esfuerzos de todos en la ciudad, no sólo del Gobierno", dijo.
"Además, los restaurantes también pueden instalar dispositivos que detecten la calidad del aire interior, para supervisarlos de manera más transparente".
Sin embargo, Zhang dijo que aún se están discutiendo las sugerencias de los expertos, y se negó a dar más detalles sobre la nueva regulación.
Según la Organización Mundial de la Salud, hay 1.250 millones de fumadores en todo el mundo. Alrededor de seis millones mueren a causa de enfermedades relacionadas con el tabaco cada año, y la cifra se elevará a 8 millones en 2030, si la tendencia continúa a este ritmo.



Noticias relacionadas
·China aceptará más películas de Estados Unidos
·Avalancha deja 3 muertos en Washington, EEUU
·Ofrecen viviendas desde 15.000 dólares en Expocasa de Nicaragua
·Los repartidores de correos de China examinarán los contenidos de los paquetes antes de entregarlos
·Mueren 4 personas por derrumbe de techo de mina en norte de China
 Más  
  • Comentario
  • Nombre y apellido           Anónimo
Noticias de PCCh