Actualizado a las 2010:02:24.14:39

Concluye cumbre con nuevo compromiso de unión latinoamericana y caribeña

La Cumbre del Grupo de Río, denominada Cumbre de la Unidad de América Latina y el Caribe, concluyó el día 23 tras dos días de reuniones, con el lanzamiento de una nueva Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELC), que intenta unificar posiciones diversas para que la región enfrente en bloque la nueva realidad mundial.

Además de la aprobación unánime de la creación del CELC, los 25 jefes de Estado y de gobierno asistentes suscribieron varias declaraciones sobre temas que afectan a las naciones latinoamericanas y caribeñas.

En el texto principal, la Declaración de Cancún, los líderes incluyeron una serie de compromisos para concretar la creación de lo que han llamado la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELC), que no entraría en funciones hasta que sean definidos sus estatutos.

"Hemos decidido primero constituir la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELC) como un espacio regional propio que reúna a todos los Estados latinoamericanos y caribeños", dijo el presidente mexicano, Felipe Calderón, al leer la Declaración de Cancún.

La Declaración menciona los objetivos de consolidar y proyectar a nivel global, mediante la CELC, la identidad latinoamericana y caribeña como fundamento, entre otros, del respeto al derecho internacional, el respeto a la identidad soberana de los pueblos, el no uso ni la amenaza del uso de la fuerza, la democracia, el respeto de los derechos humanos y el respeto al medio ambiente.

También ordena que la CELC asuma el patrimonio de la Cumbre de Río y de la Cumbre de América Latina y el Caribe sobre Integración y Desarrollo (CALC).

Asimismo, la CELC deberá impulsar prioritariamente la integración regional con vías a la promoción de la concertación política, el impulso a la agenda latinoamericana y caribeña de acuerdos globales y el mejor posicionamiento de América latina y el Caribe ante acontecimientos relevantes en el ámbito internacional.

El presidente dijo que, en tanto no culmine el proceso de constitución de la CELC, se mantendrá un foro unificado en el que participen todos los países de América Latina y el Caribe, que preserve al Grupo de Río y al CALC con sus respectivos métodos de trabajo, prácticas y procedimientos, a fin de asegurar el cumplimiento de sus mandatos.

Las reuniones del Grupo de Río y la CALC se realizarán a través de este foro unificado -la CELC-, de acuerdo con los calendarios de reuniones de ambos mecanismos, y se realizarán las cumbres acordadas, en 2011 en Venezuela, y en 2012 en Chile.

En este mismo evento, los jefes de Estado y de Gobierno emitieron una declaración en la que exigieron a Estados Unidos que levante el bloqueo económico que ha ejercido contra Cuba desde 1961.

"Reclamamos al gobierno de Estados Unidos, en cumplimiento de las sucesivas resoluciones aprobadas por la Asamblea General de las Naciones Unidas, que ponga fin al bloqueo económico, comercial y financiero que mantiene contra Cuba, que es contrario al Derecho Internacional, causa daños cuantiosos e injustificables al bienestar del pueblo cubano y afecta a la paz y a la convivencia entre las naciones americanas", indica el texto.

La declaración, difundida a la prensa tras la clausura de la cumbre, expresa el "enérgico rechazo a las medidas económicas coercitivas y unilaterales aplicadas por motivos políticos contra países soberanos".

Los 25 jefes de Estado y de Gobierno de América Latina y el Caribe también apoyaron la iniciativa Yasuní ITT, que impulsa Ecuador para conservar uno de los lugares más biodiversos del mundo a cambio de financiación.

La declaración de apoyo, divulgada este martes, afirma que "esta iniciativa contribuirá al respeto de las culturas indígenas de los pueblos en aislamiento voluntario que habitan en el parque Yasuní, así como al desarrollo social, la conservación de la naturaleza y el fomento del uso de fuentes de energía renovables".

Ecuador ha propuesto evitar la explotación de 846 millones de barriles de petróleo que yacen en el subsuelo del Parque Nacional Yasuní a cambio de financiación para otros proyectos, lo que evitará la emisión a la atmósfera de 407 millones de toneladas métricas de carbono que se producirían por la quema de esos combustibles fósiles.

En este marco, México y Panamá firmaron un convenio para evitar la doble imposición y prevenir la evasión fiscal en materia de impuestos sobre la renta, después que los presidentes Calderón, y de Panamá, Ricardo Martinelli, se reunieran para revisar asuntos políticos, económicos y de seguridad.

Panamá está realizando esfuerzos diplomáticos para firmar acuerdos de doble tributación con 12 países de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE), requisito previo para evitar ser considerado como paraíso fiscal por el organismo internacional.

En tanto, el presidente de Costa Rica, Oscar Arias, se mostró crítico a la Cumbre de la Unidad de América Latina y el Caribe, al decir, durante las reuniones que concluyeron hoy, que "a pesar de los discursos y de los aplausos, lo cierto es que nuestra región ha avanzado poco en las últimas décadas".

"En ciertas áreas, ha caminado resueltamente hacia atrás. Muchos quieren abordar un oxidado vagón al pasado, a las trincheras ideológicas que dividieron al mundo durante la Guerra Fría", dijo el mandatario.

"Nos corresponde a nosotros y a quienes vengan después evitar que eso suceda. Nos corresponde honrar la deuda con la democracia, con el desarrollo y con la paz de nuestros pueblos, una deuda cuyo plazo venció hace siglos", señaló.

Por su parte, el presidente de Bolivia, Evo Morales, dijo en una rueda de prensa tras la clausura de los trabajos del cónclave, que "este evento - la Cumbre de la Unidad de América Latina y el Caribe- es importante para liberarnos toda América Latina y el Caribe de Estados Unidos. Donde está Estados Unidos no se garantiza la democracia".

Como último evento del día, tras la clausura de la cumbre, el presidente Calderón y su homólogo de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, aprovecharon su encuentro en la Riviera Maya para anunciar que comenzarán a investigar la posibilidad de concretar un acuerdo de integración económica a medio plazo. (Xinhua)
24/02/2010

Noticias relacionadas
·JIFE dice que cayó en 15 por ciento producción de cocaína en Suramérica
·Presidente brasileño llega a Cuba para dialogar con Raúl Castro
·Reportan avances en acuerdo entre Europa y Centroamérica
·Bolivia y Venezuela trabajan en creación de empresa binacional de alimentos
·Muestra Comisión Europea confianza en economía española
 Más  
Noticias de PCCh