Actualizado a las 2007:09:20.16:37

Enfoque: Egipto e Irán buscan normalización de lazos desde posición común ante amenaza de guerra

En medio de la creciente tensión a causa del controvertido programa nuclear iraní, diplomáticos egipcios e iraníes aunan esfuerzos por fortalecer las relaciones bilaterales en un intento de establecer una alianza frente a una posible acción militar en Irán, que amenazaría a la seguridad de toda la región, señalaron los expertos.

ESFUERZOS POR NORMALIZAR LAS RELACIONES DIPLOMATICAS

Ante la perspectiva de normalizar las relaciones diplomáticas a nivel de embajadores con Irán, el ministro egipcio de Asuntos Exteriores, Ahmed Abul Gheit, señaló el miércoles que "buscamos restablecer los lazos con Teherán a través de consultas constructivas".

Abul Gheit hizo dichas declaraciones después de que el viceministro iraní de Exteriores, Abbas Araghchi, de visita aquí, se reuniersa el martes con altos cargos de la Cancillería egipcia para hablar de las relaciones bilaterales entre los dos países.

El Ministerio egipcio de Exteriores anotó en un comunicado de prensa dado a conocer tras la reunión que ambas partes acordaron reanudar el diálogo, en especial en cuanto a los lazos bilaterales a nivel de altos cargos y después a nivel de ministros de Exteriores.

La visita de Araghchi fue el primer paso concreto dado por Irán después de que el presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, anunciara el pasado mayo que su país estaba dispuesto a abrir una embajada en El Cairo tan pronto como Egipto decidiera hacer lo mismo en Teherán.

Las relaciones bilaterales entre Egipto e Irán, congeladas tras la revolución de Irán en 1979, han registrado un gradual impulso en los últimos años. En la actualidad, Irán y Egipto sólo cuentan con secciones de interés en el otro país.

Gamal Mazloum, general egipcio retirado y experto de la oficina egipcia del Centro de Estudios Estratégicos del Golfo, con sede en Londres, dijo a Xinhua el miércoles que los comentarios de Abul Gheit constituyen un paso positivo por parte de Egipto.

"Debido a las buenas relaciones de Egipto con los países del Golfo y su influencia regional, Irán ha pedido a El Cairo que asegure a los países del Golfo que Irán no tiene intenciones agresivas", apuntó Mazloum.

OPOSICION A UNA POSIBLE GUERRA CONTRA IRAN

En referencia al polémico asunto nuclear iraní, Abul Gheit indicó que Egipto es partidario de encontrar una solución pacífica, y expresó la completa oposición de su país a cualquier acción militar en Irán.

"Egipto resplada la solución pacífica al asunto nuclear iraní, a través de las negociaciones que permitirán que Irán utilice la energía atómica con fines pacíficos, de acuerdo con el Tratado de No Proliferación de armas nucleares", señaló.

Según dijo Mazloum, los últimos acontecimientos en la región llamaban al acercamiento de Egipto a Irán y a la reanudación del diálogo, más que a que Egipto considerara a Irán como un enemigo.

Egipto e Irán son los países más influyentes en la región, dijo Mazloum, añadiendo que "Irán desempeña un papel importante en la región, tanto si estamos de acuerdo como si no".

Si las amenazas de Estados Unidos de atacar Irán se hicieran realidad, tendrían un impacto negativo en todos los estados del Golfo, enfatizó Mazloum.

Por su parte, el secretario general de la Liga Arabe (LA), Amr Moussa, expresó el miércoles la posición árabe frente a una guerra injustificada contra Irán, indicando que eso supondría una amenaza a la estabilidad de toda la región.

La Liga Arabe, con sede en El Cairo, está siguendo de cerca los peligrosos desarrollos del controvertido asunto nuclear de Irán, según Moussa.

El jefe anotó que "si la situación se deteriora y existe una verdadera amenaza de guerra contra Irán, los árabes adoptarán una posición unificada en contra de dicha guerra, que supondría una amenaza para toda la región".

Criticó las exageradas informaciones según las cuales la guerra estaría "llamando a la puerta", y exhortó a llevar a cabo diálogos entre los países árabes e Irán, no sólo un díalogo entre Estados Unidos e Irán, con el objetivo de ayudar a resolver el contencioso nuclear iraní.

El ministro francés de Asuntos Exteriores, Bernard Kouchner, dijo el pasado domingo que su país debía prepararse ante una posible guerra contra Irán, tras la creciente tensión causada por el programa nuclear iraní.

Washington ha acusado a Irán de estar desarrollando armas nucleares bajo el pretexto de fines civiles.

Estados Unidos amenazó con mantener abiertas todas las opciones, incluida la acción militar, mientras se comprometió a buscar medidas diplomáticas para tratar de resolver la crisis.

Irán, que siempre ha negado las acusaciones de Estados Unidos, insiste en que su programa nuclear tiene como único fin la generación de energía. (Xinhua)
20/09/2007

Noticias relacionadas
·Ban Ki-moon condena asesinato de legislador libanés
·Enviado EE.UU destaca papel constructivo de China en Darfur
·Muere legislador libanés en coche bomba en Beirut
·Solana nombra nuevo coordinador antiterrorista de la UE
·RPDC establece relaciones diplomáticas con EAU
 Más  
Noticias de PCCh