Última hora:  
Español>>Mundo

Detienen a soldados estadounidenses en Okinawa por sospecha de violación

Actualizado a las 18/10/2012 - 11:18
Okinawa, 18/10/2012(El Pueblo en Línea)- Dos soldados estadounidenses fueron detenidos en la isla japonesa de Okinawa bajo la sospecha de haber violado a una mujer japonesa, dijo la policía el miércoles.
Palabras clave:Okinawa,violación,soldados estadounidenses,mujer japonesa
Detienen a soldados estadounidenses en Okinawa por sospecha de violación

Fuente: China Daily, Agencias

Okinawa, 18/10/2012(El Pueblo en Línea)- Dos soldados estadounidenses fueron detenidos en la isla japonesa de Okinawa bajo la sospecha de haber violado a una mujer japonesa, dijo la policía el miércoles.

Los arrestos llegan en un momento en que la opinión pública en Okinawa está en desacuerdo con Tokio por permitir a EE.UU. el despliegue de la aeronave híbrida Osprey en la isla a pesar de las persistentes preocupaciones sobre su seguridad.

Los arrestos del martes también coinciden con un fuerte deterioro de las relaciones de Japón con China sobre el conflicto de las Islas Diaoyu en el Mar Oriental de China.

Okinawa es un centro importante para el ejército estadounidense en Japón.

La fricción sobre la base de EE.UU. en Okinawa se intensificó después de la violación en grupo de una colegiala japonesa de 12 años de edad en 1995 por parte de tres soldados estadounidenses. El caso provocó protestas generalizadas por los habitantes de Okinawa, que hacía tiempo resentían la presencia de EE.UU. debido a la delincuencia, el ruido y los accidentes mortales.

“Siento un fuerte enojo e indignación”, dijo el ministro de Defensa japonés Satoshi Morimoto al gobernador de Okinawa, Hirokazu Nakaima, quien describió el incidente como una “locura”.

“Voy a presionar a Estados Unidos para que implementen medidas disciplinarias más estrictas”, dijo Morimoto.

El embajador de EE.UU. en Japón, John Roos, dijo en un comunicado que su gobierno está sumamente preocupado por el incidente y se ha comprometido a cooperar plenamente con las autoridades japonesas en su investigación.

“Yo también estoy en estrecho contacto con el comandante de las Fuerzas de EE.UU. en Japón. Estas alegaciones, dada su gravedad, continuarán siendo mi principal atención”, dijo Roos.

Los dos soldados estadounidenses son sospechosos de haber violado a una mujer en el centro de Okinawa durante la madrugada del martes, dijo un portavoz de la policía de Okinawa.

El caso ha sido enviado a los fiscales de Okinawa, dijo otro oficial de la policía.

Después de una reunión con el Vice-Ministro de Relaciones Exteriores Kira Shuji, quien está al frente del ministerio mientras el canciller Koichiro Gemba está en Europa, Roos dijo: “Yo entiendo el enojo que muchas personas sienten con respecto a este incidente”.

Nakaima, un crítico abierto de la vasta presencia de EE.UU. en la isla, se reunió con Morimoto y expresó su enfado, describiendo el presunto delito como “una locura”.

Citando otro caso de delito sexual presuntamente a manos de un soldado de EE.UU. en agosto, el gobernador dijo a los periodistas: “Esto no es más que detestable”.

“No podemos aceptar esto, no importa cuánto se afirme que (la presencia militar de EE.UU.) es necesaria para la seguridad nacional”, dijo.

El primer ministro Yoshihiko Noda también intervino, diciendo que el presunto delito era “intolerable”.

Incidentes criminales anteriores han provocado airadas manifestaciones a gran escala para exigir un recorte de la presencia estadounidense. Alrededor de la mitad de los 47.000 efectivos militares de Washington tiene en Japón se encuentran en Okinawa.

Las relaciones en este momento son especialmente espinosas, con lugareños resentidos por el despliegue de 12 aeronaves de rotor basculante Osprey.

En septiembre decenas de miles de personas se manifestaron en contra de la implementación de estas aeronaves que pueden despegar y aterrizar como un helicóptero, pero que vuelan como un avión.

Noticias relacionadas:

PTVMás

Entrevista a Gonzalo Gutiérrez Reinel, Embajador de Perú en China

EnfoqueMás

ColumnistasMás