Actualizado a las 2009:06:24.16:22

EEUU logra mantener base aérea vital en Kirguizistán

Estados Unidos ha logrado finalmente quedarse con la base aérea de Manas, en Kirguizistán, por una tarifa de 180 millones de dólares. Y el acuerdo tampoco será muy vergonzoso para Bishkek ya que la base se llama ahora "centro de logística" para mercancías no letales.

Washinghton y Bishkek llegaron a un acuerdo que mantendrá abierta de forma efectiva la base aérea de Manas. Antes, ya había habido muchas especulaciones sobre qué medida tomaría EEUU después de que la base fuera clausurada en agosto.

El presidente de Kirguizistán, Kurmanbek Bakiyev, firmó en febrero una ley por la cual se clausuraría oficialmente la base después de que Rusia ofreciese a Bishkek más de 2.000 millones de dólares en concepto de ayudas y créditos.

El mes pasado, la parte kirguís reiteró que el destino de la base no cambiaría después de que Washington ofreciera 30 millones de dólares en ayudas para ayudar a Kirguizistán a mejorar su sistema de tráfico aéreo.

Parecía que la base se iba a clausurar a medida que se acababa el tiempo antes de la fecha límite del 18 de agosto para la retirada de las tropas estadounidenses de la base.

La base de Manas se ha utilizado hasta ahora como un centro logístico clave para las operaciones militares de EEUU en Afganistán. Su clausura habría reducido aún más las vías de suministro de la coalición en un momento en el que el presidente de EEUU, Barack Obama, planea enviar 30.000 soldados más a Afganistán.

Y entonces, de repente, se anunció un acuerdo por el cual EEUU pagará a Kirguizistán unos 180 millones de dólares por mantener la base.

Además del alquiler anual de 60 millones de dólares, más del triple de la cantidad actual, de 17,4 millones, Kirguizistán recibirá también 67 millones de dólares para mejorar la infraestructura del aeropuerto de Manas, 20 millones en ayudas económicas y 32 millones para ayudar a luchar contra el terrorismo.

EEUU creará un "centro logístico" para suministros no militares en Manas, que también se utilizará como el principal aeropuerto internacional de Kirguizistán.

Este acuerdo no obliga al país a cancelar la ley anteriormente aprobada sobre el fin del arrendamiento del territorio como una base militar a EEUU.

Sin embargo, Kirguizistán no tendrá derecho a inspeccionar los materiales que EEUU transporte a través de la base, afirmó el ministro del Exterior kirguís, Kadyrbek Sarbayev.

Por ello, la naturaleza de Manas no cambiará mucho y seguirá siendo un centro de transportes vital para las operaciones militares de EEUU en su lucha contra los talibanes en Afganistán, opinan los analistas.

MALESTAR DE RUSIA

Aunque tanto Kirguizistán como Rusia niegan que haya ninguna relación entre la planeada clausura de la base y la ayuda económica ofrecida por Moscú, se considera que el Kremlin era uno de los factores clave detrás de la decisión.

De hecho, Rusia siempre ha expresado su malestar por cualquier presencia militar de EEUU en Asia central, una región sobre la cual Moscú tiene una gran influencia.

Sin embargo, Moscú ha tomado la precaución de no mostrar su malestar por este nuevo acuerdo. En una declaración, el Ministerio del Exterior de Rusia afirmó que Kirguizistán tiene el "derecho soberano" de firmar tal acuerdo.

El Ministerio añadió que Rusia tiene un acuerdo similar con la OTAN, por el que permite el transporte de materiales no letales a través de su territorio.

La prensa y los analistas rusos, sin embargo, han hecho más comentarios sobre el acuerdo. Una página de información en internet rusa afirmó que EEUU "había comprado otra vez la base aérea de Manas con 180 millones de dólares."

El nuevo acuerdo ha mantenido en la práctica la presencia militar estadounidense en la región, afirmó el presidente de la Academia Rusa de Asuntos Geopolíticos, Leonid Ivashov.

Washington seguirá ejerciendo su influencia política en la región gracias a esta presencia, añadió.

Kirguizistán también ha intentado hacer la mínima publicidad posible del asunto. Es un acuerdo sólamente temporal con un periodo de efectividad de un año, dijo Sarvayev, añadiendo que "el motivo para firmar el acuerdo es la situación general en Afganistán y sus alrededores."

A pesar de las preocupaciones de Moscú, Rusia todavía tiene varias cartas en su mano. Podría ejercer influencia sobre las políticas de Kirguizistán a través del comercio, el suministro de energías, e incluso a través de esfuerzos de mediación en los conflictos políticos del país, agregan los analistas. (Xinhua)

24/06/2009

Noticias relacionadas
·Irán ha pasado a ser campo de experimentación para “nuevos métodos de subversión”
·Llega a su fin la estrategia estadounidense de librar dos guerra simultáneas
·España impulsa la reconciliación entre Europa y Cuba
·“Sanción china contra Google cn.”, motiva comentarios intenacionales
·Un experto chino opina que una respuesta adecuada a la crisis financiera global permitirá a China superar a EEUU después de 30 años
 Más  
Noticias de PCCh