Última hora:  
Español>>Economía

Empresas de energía solar recortan plantilla

Actualizado a las 20/09/2012 - 14:32
Una mujer trabaja en una fábrica de producción de paneles solares para el mercado europeo, en la provincia de Jiangsu, el 6 de septiembre. La Comisión Europea inició una investigación antidumping sobre los productos de energía solar Made in China a principios de septiembre, obligando a algunas fábricas chinas para reducir la producción y despedir a sus trabajadores.
Palabras clave:energía solar
Empresas de energía solar recortan plantilla

Fuente: China Daily

Pekín, 20/09/2012(El Pueblo en Línea)-Los fabricantes hacen ajustes de cara a la investigación antidumping

Las empresas chinas de energía solar han reducido su producción y han despedido a muchos trabajadores para reducir gastos, en un intento por hacer frente a la crisis provocada por la Unión Europea tras la investigación antidumping y los requisitos antidumping fijados por Estados Unidos.

La Comisión Europea lanzó una investigación formal a principios de septiembre, lo que desencadenó una disputa comercial muy grande que afecta principalmente a China en términos de volumen de exportaciones.

Las exportaciones de productos solares en China alcanzaban un valor de 35,8 mil millones de dólares de EE.UU en 2011. La UE recibe una participación de más del 60 por ciento de esas exportaciones, o lo que es lo mismo, 20,4 mil millones de dólares.

En mayo, EE.UU. decidió imponer aranceles sobre más del 31 por ciento de los paneles solares fabricados en China, además de honorarios que van desde el 2,9 por ciento al 4,73 por ciento fijados en marzo, después de que el gobierno estadounidense afirmara que China estaba "ofreciendo ayudas a sus fabricantes de energía solar".

Suntech Power Holdings, uno de los mayores productores de paneles solares a nivel mundial, dijo el lunes que con el fin de reducir gastos de producción y de operación, ha cerrado temporalmente una parte de su planta de producción de células solares en su Wuxi, provincia de Jiangsu, sede de esta empresa.

La compañía dijo que la medida afectará a unos 1.500 empleados, pero se negó a decir si van a ser despedidos o trasladados a otras secciones.

"Ante los aranceles antidumping de EE.UU, la investigación europea antidumping y el exceso de producción de módulos solares, hemos decidido acortar la producción y continuar optimizando nuestra organización", dijo David King, consejero delegado de Suntech.

Trina Solar, otra gran empresa china de productos de energía solar, dijo que despedirá a cerca de 200 empleados con cargos directivos.

Las empresas chinas de energía solar controlan alrededor del 70 por ciento de la producción mundial de módulos fotovoltaicos, con el 90 por ciento de sus productos vendidos en el extranjero, principalmente en Europa y EE.UU.

Sin embargo, las empresas se enfrentan a su mayor reto desde que EE.UU y la Unión Europea tomaran medidas antidumping, además de la menor demanda y la bajada de precios.

La Canciller alemana, Angela Merkel, reiteró hoy que la disputa entre China y la UE en la industria de la energía solar debe resolverse mediante el diálogo político.

El Vice-Ministro de Relaciones Exteriores Song Tao reafirmó también el lunes la oposición del país a movimientos proteccionistas tras la decisión de la Comisión Europea de iniciar la investigación antidumping.

Es "comprensible" que algunos fabricantes alemanes solares, que han recibido millones de euros en apoyo del gobierno, acusen a sus colegas chinos de competencia desleal, dijo Wolfgang Hummel, director del Centro Alemán de Investigación Solar, en una entrevista con la agencia de noticias Xinhua.

SolarWorld, la empresa que propuso a la UE una investigación antidumping, ha recibido alrededor de 137 millones de euros (179 millones de dólares de EE.UU) de ayuda financiera del gobierno alemán, incluyendo primas para la inversión, de 2003 a 2011.

"Sin el apoyo del gobierno, SolarWorld nunca podría haber tenido el éxito que tiene hoy ", dijo Hummel.

Fabricantes chinos han aumentado sus inversiones en innovación y calidad de los productos chinos, dijo.

Zhang, de la empresa Canadian Solar, con sede en Suzhou, provincia de Jiangsu, se hizo eco de esa opinión.

Zhang dijo que la principal ayuda de su empresa, 10 millones de yuanes (1,5 millones de dólares), proviene del gobierno provincial y es mucho menor que la cantidad recibida por las empresas alemanas.

"No nos dieron terrenos de forma gratuita, ni tampoco prestamos sin interés como reclaman las empresas alemanas. Pero una cosa es segura, los chinos sabemos hacer grandes cosas con poco dinero", dijo.

"He vivido y trabajado en el extranjero más de 20 años, y conozco cómo gastan el dinero las empresas chinas y cómo lo hacen las empresas extranjeras".

PTVMás

Entrevista con actriz y cantante argentina Susana Rinaldi

EnfoqueMás

ColumnistasMás