Actualizado a las 2010:02:24.08:35

Ciberataques de China contra Google, una falacia

El New York Times, el Wall Street Journal, el Financial Times y otros diarios publicaron artículos en los que indicaron que los ciberataques registrados contra Google y contra algunas otras compañías estadounidenses provinieron de China. Estas acusaciones son arbitrarias y parciales.

Estos artículos toman como evidencia el hecho de que las direcciones de IP de los hackers pueden ser rastreadas hasta dos escuelas en China. Pero es sabido que los hackers pueden atacar secuestrando computadoras desde cualquier lugar del mundo. Este hecho explica también el motivo por el cual los hackers son tan difíciles de rastrear.

Resulta fácil para los hackers secuestrar computadoras en China pues la tecnología de seguridad y los servicios de internet aún están subdesarrollados en el país. La mayoría de los usuarios chinos de internet también carecen de información sobre seguridad y de las medidas de protección adecuadas.

Las direcciones de IP de los hackers no pueden de ninguna manera constituir una justificación para las acusaciones de los diarios en el sentido de que los ataques fueron realizados por ciudadanos chinos o desde el interior de China.

Algunos diarios fueron aún más allá e indicaron que el gobierno y el ejército chinos podrían haber apoyado los ciberataques. El New York Times afirma que la escuela profesional Lanxiang de la provincia oriental de Shandong, una de las escuelas desde las cuales se indica que se originó el ataque, cuenta con el apoyo del ejército. Otra escuela, la Universidad Jiaotong de Shanghai, "ha recibido financiamiento de un proyecto gubernamental de alto nivel en ciencia y tecnología".

El New York Times hizo un gran esfuerzo por mencionar que "los egresados del departamento de ciencias de la computación de la escuela (Lanxiang) son reclutados cada año por la guarnición militar local".

Sin embargo, el diario no se muestra interesado en indicar a sus lectores que una escuela en China no necesita tener ninguna relación especial con el ejército para que sus egresados usen uniforme. Esto también es cierto en Estados Unidos en donde tiene su sede el New York Times.

La actitud de China hacia los ciberataques ha sido inequívoca y ha adoptado leyes en contra de tales delitos, pues China es uno de los países que lleva la parte más dura de los ciberataques. Es descabellado decir que los ciberataques, incluso si se originaron en China o si fueron realizados por ciudadanos chinos, cuentan con el apoyo del gobierno chino.

Por otra parte, el gobierno de Estados Unidos tiene una actitud dudosa ante los ciberataques.

De acuerdo con informes de los medios de comunicación, los departamentos de Seguridad Interna y de Defensa de Estados Unidos han reclutado en forma abierta a hackers.

Las mejores opciones son las personas con una "perspectiva black hat" (personas que infringen las reglas de los motores de búsqueda) y que tienen los conocimientos necesarios para "modelar amenazas", dijo Philip Reitinger, subsecretario adjunto del Departamento de Seguridad Interna, en una conferencia sobre seguridad en la información realizada en octubre pasado.

Los delitos cibernéticos pueden generar enormes pérdidas a los individuos, las empresas y las naciones-Estados. Una supervisión efectiva y una más estrecha cooperación internacional son medios para reforzar la seguridad cibernética. Las acusaciones no lo son. (Xinhua)
24/02/2010

Noticias relacionadas
·Universidad de Shanghai dice que no tienen fundamento reportes de NYT sobre ataques contra Google
·China niega relación de gobierno con ciberataques contra Google
·Gigante de telefonía china niega participación en privatización de empresa nigeriana
·Gobierno de RAE de Macao establece oficina de vocero
·China emite nuevas reglas administrativas para centros de detención
 Más  
Noticias de PCCh