Última hora:  
Español>>China

Texto íntegro del artículo del premier chino, Li Keqiang, publicado por periódicos indios

Actualizado a las 21/05/2013 - 07:56
NUEVA DELHI, 20 may (Xinhua) -- El primer ministro chino, Li Keqiang, de visita en la India, publicó este lunes un artículo firmado titulado "Un apretón de manos a través del Himalaya" en los periódicos indios The Hindu -diario en idioma inglés- y Dainik Jagran -el diario más leído en el país asiático-.
Palabras clave:
Recomendados para hoy:
China: Lazos más estrechos entre China y la India añadirán glamour al BRICS
Economía: Precios de viviendas suben a un ritmo más lento en China
Sociedad: Lluvias torrenciales afectan a 200.000 personas en suroeste de China
Ciencia: Yahoo compraría Tumblr por 1.100 millones de dólares
cultura: Unesco emite declaración de Hangzhou sobre cultura
Personaje: ¡Beckham , adiós !


NUEVA DELHI, 20 may (Xinhua) -- El primer ministro chino, Li Keqiang, de visita en la India, publicó este lunes un artículo firmado titulado "Un apretón de manos a través del Himalaya" en los periódicos indios The Hindu -diario en idioma inglés- y Dainik Jagran -el diario más leído en el país asiático-.

"Un apretón de manos a través del Himalaya"

Vivimos en una época de cambios, pero existen ciertas cosas que son duraderas, refrescantes y atractivas por siempre. La India es este tipo de nación, antigua y joven a la vez. Encabezaré una delegación del gobierno chino que viajará a la India, primer país que visitaré como primer ministro de China. Estoy muy ansioso por la visita y espero realizar algunas contribuciones concretas para la profundización de la amistad y la promoción de la cooperación en los diversos terrenos entre los dos países.

Tanto China como la India tienen una larga y gran historia de miles de años. Las civilizaciones china e india se incluyen entre las civilizaciones humanas más antiguas, además de representar dos pilares de la civilización de Oriente. El imponente Himalaya no ha evitado la atracción y la iluminación mutuas entre ambas civilizaciones. Fahien y Huen Tsang, dos eminentes monjes chinos de las dinastías Jin y Tang, respectivamente, y Bodhidharma de la antigua India hicieron destacadas contribuciones a los intercambios religiosos y culturales entre las dos naciones. Desde mis años de estudiante mostré gran interés por la India. Me sentí muy impresionado por los memorables poemas y las profundas ideas filosóficas de Rabindranath Tagore, el famoso "poeta sabio", y conmovido por su profunda amistad con los principales autores chinos de la época. Había un estudioso de la cultura India en mi universidad, la Universidad de Beijing, a quien conocía muy bien. Dedicó toda su vida al estudio y la enseñanza de la antigua cultura india, y como reconocimiento por sus contribuciones fue reconocido con el Padma Bhushan. Ciertamente, de generación en generación, nuestras dos culturas han aprendido y beneficiado una de otra a través de los intercambios y, como resultado, han florecido ambas con el paso del tiempo.

Cuando visité por primera vez la India hace 27 años, quedé maravillado por su caluroso sol, sus colores brillantes, sus hermosas artes, su pueblo trabajador y talentoso y su asombroso esplendor y diversidad. Según conozco, la India del siglo XXI transita por una vía rápida del desarrollo impulsado por la innovación. En Bangalore, el "Valle del Silicio del Sur de Asia", se encuentra alrededor de un tercio de los talentos de IT de la India; no es solo el centro de ICT de la India, sino también un importante centro de servicios de softwares de Asia. El sector de la manufactura de la India también se ha desarrollado. Tata Motors se encuentra entre los principales cinco productores de vehículos comerciales, mientras que Tata Global Beverages es el segundo mayor productor mundial de té. He leído que Steve Jobs, el fallecido CEO de Apple, viajó a la India con el único propósito de aprender yoga y meditación. Se cree que esto le brindó mucha inspiración y determinación para la innovación. Ahora, un creciente número de jóvenes chinos viajan como mochileros a este país con la intención de descubrir y apreciar la magnífica cultura india y buscar las huellas de la historia.

China y la India, dos grandes vecinos cercanos de Asia, están destinados a permanecer juntos.

Desde tiempos modernos, nuestros destinos se han visto más unidos que nunca. Nuestros pueblos simpatizaron, apoyaron y ayudaron uno al otro en pos de la independencia y liberación nacionales, dejando numerosas conmovedoras anécdotas. Luego, nuestros dos países propusieron conjuntamente los Cinco Principios de Coexistencia Pacífica, que se han convertido en importantes normas básicas que apuntalan el nuevo tipo de relaciones internacionales. Nuestros dos países han trabajado hombro a hombro para defender los derechos e intereses de los países en vías de desarrollo, dando una fuerza motriz duradera a la cooperación Sur-Sur.

Hoy, el apretón de manos a través del Himalaya es más fuerte. Al enfrentar la misma tarea de estimular la economía, mejorar las condiciones de vida del pueblo y revitalizar la nación, ambos países necesitan de una vecindad y un ambiente externo pacíficos y tranquilos y desean lograr resultados de beneficio mutuo mediante el diálogo y la cooperación. La India, una nación asiática fuerte y un país con gran influencia global, desempeña un papel cada vez mayor en los asuntos internacionales. La India, un miembro del BRICS con un robusto crecimiento económico, desempeña un rol significativo para la paz y la prosperidad en el Sur de Asia y la región Asia-Pacífico en general. China está contenta por ver el ímpetu de crecimiento de la India y está dispuesta a ampliar la cooperación chino-india y elevar su envergadura para beneficiar el desarrollo económico y social integral en los dos países.

No se puede negar que China y la India tienen aún entre ellos algunos temas difíciles heredados de la historia. Pero, la rica experiencia histórica y la amplia visión, cualidades comunes de grandes países, sirven de base para que China y la India adopten una mirada a largo plazo y vivan amistosamente uno con el otro. Gracias a los esfuerzos conjuntos de los últimos años, ambas partes han encontrado gradualmente una vía para mantener la paz y la tranquilidad en las zonas fronterizas en disputa y enfrentar la situación de manera razonable y madura. Los dos países coinciden en que los intereses comunes entre China y la India tienen mucho más peso que sus diferencias y que ambas naciones deben promover la confianza mutua en lugar de aumentar la desconfianza entre sí. Creo que siempre que recurramos a la sabiduría y la fuerza en nuestro camino hacia adelante, no habrá obstáculo que no podamos superar. Siempre que enfrentemos los problemas debidamente y con sinceridad, eventualmente encontraremos las soluciones correctas.

China es un país grande que crece y ama la paz. Lo que más valoramos los chinos es "no hagas a los demás lo que no deseas que los demás te hagan a ti" y la filosofía que destaca la importancia de la buena voluntad y la amistad con los vecinos. China está hoy más desarrollada que antes, pero sigue siendo un país en vías de desarrollo. Incluso si China se convierte en un país poderoso en el futuro, nunca se embarcará en el camino de buscar la hegemonía. Sufrimos inmensamente por atropellos y humillaciones extranjeros, las guerras y los caos, y sabemos que tales tragedias no deben suceder nunca más a nadie. China tiene un largo camino por delante para alcanzar la modernización. Para administrar exitosamente un país con tanta población como China, la principal prioridad es asegurar el suministro de "siete necesidades diarias: leña, arroz, aceite de cocina, sal, salsa de soja, vinagre y té". En otras palabras, tenemos que resolver las preocupaciones más inmediatas de nuestro pueblo en la vida diaria. El pueblo chino quiere una mejor educación, un empleo más estable, una seguridad social más responsable, una vivienda más cómoda, una vida cultural más colorida y la estabilidad y prosperidad nacionales. No es fácil brindar todo eso a nuestro pueblo y modernizar el país. Debemos centrarnos en el auto-desarrollo y para eso es necesario un ambiente internacional pacífico. Necesitamos vivir con nuestros vecinos en armonía y hacer amigos en el mundo. Seguir el paso del desarrollo pacífico es el compromiso inquebrantable y la acción firme del pueblo chino.

China debe su rápido desarrollo a las continuas reformas, así como a la cooperación externa. La interdependencia es una característica que define las relaciones estado-estado en esta era de la globalización. China es un beneficiario y defensor del orden y el sistema internacionales existentes y está dispuesta a trabajar con la India y otros países para impulsar las reformas del sistema. China cumplirá con sus obligaciones internacionales acorde con su potencial nacional. Estamos listos para tener una mente más abierta ante el mundo y esperamos que el mundo mire a China con un estado de ánimo más calmado.

Tanto China como la India son países grandes en cuanto a tamaño y población. Juntos, las poblaciones de ambos países superan los 2.500 millones de habitantes, lo que representa casi que el 40 por ciento de la población mundial total. Se nos ve como los dos mercados emergentes más importantes. Sin embargo, el volumen de nuestro comercio bilateral fue inferior a los 70.000 millones de dólares estadounidenses el año pasado. Esto es incompatible con la fuerza y el estatus de nuestros dos países, pero a su vez demuestra el inmenso potencial para la expansión y el desarrollo de nuestro comercio bilateral y la cooperación comercial. Este es un tema en que ambas partes deben trabajar para resolverlo juntos.

El mundo mira hacia Asia como el motor que impulse la economía global. Esto será imposible sin las dos potencias -China y la India. Nuestros dos países necesitan trabajar unidos si Asia quiere convertirse en la ancla de la paz mundial. Un siglo asiático que se espera no llegará si China y la India, los dos países más poblados del mundo, no logran vivir en armonía ni conseguir el desarrollo común. El futuro de Asia depende de China y la India. Si los dos países viven en armonía y prosperan juntos, y si nuestros dos mercados convergen, será una verdadera bendición para Asia y todo el mundo. El desarrollo de China promete oportunidades para la India, y el desarrollo de la India promete oportunidades para China. Nuestro desarrollo común beneficiará a los pueblos de los dos países y ofrecerá al mundo más y mejores oportunidades.

Temas seleccionados:

Top 20 celebridades chinas en 2013

Cuando los animales tienen su pelo cortado

Las mujeres más ricas del mundo en 2013

Las estatuas más altas del mundo

Doce villas romanas más significativas de España

Los 10 entretenimientos más audaces

EEUU preocupado por Google Glass

Enorme asteroide se acercará a la Tierra

Descubren el agua más antigua del mundo

Noticias relacionadas:

PTVMás

Entrevista con el Dr. Rafael Roncagliolo, Ministro de Asuntos Exteriores de Perú

EnfoqueMás

ColumnistasMás