PortadaChinaEconomíaMundoIberoaméricaOpiniónCiencia-TecDeportesCulturaSociedad-SaludÚltimas noticias

Información Bilingüe

Actualizado a las 2012:02:17.15:15

Ampliarán acceso a la Ciudad Prohibida

Ampliarán acceso a la Ciudad Prohibida


El museo del palacio permaneció cerrado durante la Guerra de Resistencia contra la Agresión Japonesa (1937-1945) y la “Revolución Cultural” (1966-76).


Pekín, 17/02/2012(El Pueblo en Línea)--El 10 de octubre de 1925 fue el día en que China abrió las puertas de su tesoro más misterioso: la Ciudad Prohibida.

Después de servir como hogar de 24 emperadores durante las dinastías Ming (1368-1644) y Qing (1644-1911) y ser el centro político y ceremonial del país durante 500 años, el enorme complejo abrió sus puertas al público con un nuevo nombre: Museo del Palacio.

“El primer día, decenas de miles de ciudadanos desesperados por ver la casa imperial y sus tesoros inundaron el lugar”, escribió el historiador Wu Ying en el momento. “Estaba tan lleno de gente que algunas personas no podían moverse durante dos horas y se perdieron la ceremonia de apertura”.

Hoy en día, la Ciudad Prohibida provoca tanta curiosidad como entonces y, a veces, también es objeto de polémica.

Después de un turbulento 2011, el nuevo comisario Shan Jixiang reveló el martes cómo el museo tiene previsto hacer frente a los desafíos de la era moderna: abrir más áreas para recibir a más visitantes y proteger mejor sus reliquias.

“Será un desafío”, dijo Shan en una conferencia de prensa. “No podemos resolver los problemas (que tenemos) con sólo elevar el precio (de admisión) y cerrar el paso a los turistas”.

Dado que invita al público a disfrutar de su arquitectura y la vasta colección de antigüedades, el Museo del Palacio ha sido uno de los destinos más populares de Pekín.

El año pasado, el museo recibió un récord de 14,2 millones de visitantes nacionales y extranjeros, el doble de la cantidad que pasó a través de sus puertas en el 2002. Y la cifra se espera que aumente un 10% este año.

Sin embargo, la enorme cantidad de personas que llegan al mismo tiempo está causando preocupación a causa del daño que producen al complejo, que desde 1987 es Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO.

El 4 de octubre, durante el feriado del Día Nacional, el museo recibió a más de 142.000 personas, casi cinco veces la cantidad ideal establecida por el museo.

Para abordar el problema, Shan dijo que se aumentará el espacio que está abierto al público del 46% al 76%. Esto no sólo alimentará la curiosidad de los visitantes, sino también ampliará el espacio para que no se ponga demasiado énfasis en un área en particular.

Por el momento, los edificios en el eje central de la Ciudad Prohibida, entre las puertas norte y sur, son los más visitados, incluido el Salón de la Armonía Suprema, uno de los principales palacios orientales de Asia.

La nueva medida abrirá el espacio de visita a dos grandes alas que ya cuentan con salas de exposiciones llenas de joyas y pinturas clásicas. Y, cuando varias reparaciones se hayan completado, las oficinas administrativas y los centros de investigación también se alejarán de la “zona de paredes rojas”, la parte principal del palacio, señaló Shan.

Noticias relacionadas
·Academias chinas apoyan candidatura de ruta Gran Marcha como patrimonio de la humanidad
·Presentan en Cuba libros de pensador dominicano Juan Bosch
·Artistas internacionales participarán en Cuba en Festival del Habano
·Plan cultural de China promueve ética de artistas
·Jefe de publicidad de PCCh pide fortalecimiento de teoría cultural
 Más  
  • Comentario
  • Nombre y apellido           Anónimo
Noticias de PCCh